Sports

Permíteme que insista, ¿operación bikini?


Aunque la tendencia a cuidarse durante todo el año va en aumento, aún persiste esa “losa” pesada de temporada llamada ‘Operación Bikini’

Olga Castañeda @vive.tu.cuerpo www.vivetucuerpo.com

Permíteme que insista ¿Operación Bikini otra vez?

Permíteme que insista ¿Operación Bikini otra vez?

Con la llegada del buen tiempo, las altas temperaturas que nos obligan a aligerarnos de ropa dejando nuestros cuerpos más expuestos a ojos ajenos a tod@s, en mayor o menor medida, nos entran las prisas por deshacernos de esos kilos de más. Ya vamos siendo más conscientes que estos “atracones saludables” trae consecuencias negativas.

Como siempre decimos en Sport Life, los cuerpos del verano se fabrican durante todo el año. Es muy importante saber que las dietas que prometen bajar nuestro peso con cifras demasiado optimistas no aportarán nada positivo a nuestra salud, sino más bien todo lo contrario.

Bajar más de 6 kg en un mes puede resultar arriesgado y probablemente causará el temido efecto rebote. Cuando nuestro cuerpo se ve desnutrido, no recibe la cantidad de hidratos, proteínas, vitaminas y grasas necesarias, entra en un modo “de reserva”, ahorrando energía para poder mantener nuestras funciones vitales. En cuanto recibe de nuevo esos nutrientes, los almacena en forma de grasa y de ese modo volvemos a ver incrementado nuestro peso.

No podemos estar sometidos a este ciclo interminable de “me pongo en forma los meses antes de ir a la playa y después… todo queda olvidado bajo los abrigos y chaquetones”.

Hay una poderosa razón para ello: nuestro cuerpo está hecho para moverse y comer bien, no sólo en los meses de buen tiempo, también cuando hace malo. De hecho, un cuerpo y una mente que entrena de manera constante, aunque gane un poco de peso en los meses de invierno (generalmente se consumen alimentos más potentes a nivel energético: potajes, cocido, lentejas, guisos variados…) los perderá sin esfuerzo en verano. De esta forma, el cuerpo no ha sido sometido en poco tiempo a estresantes dietas ni agresivos programas de entrenamiento, que solo ocasionarán un envejecimiento prematuro, estrías o incluso alguna patología metabólica.

Si no queremos vernos inmersos en esta espiral de subida y bajada de peso, si queremos romper de una vez las cadenas que nos tienen esclavizados a esta “operación desquiciante” de temporada, recordar estos consejos nos pueden ser de gran utilidad.

1. Equilibrar el gasto y consumo calórico diarios: Seguro que alguna vez has terminado de comer o cenar y has pensado “no puedo más”. Esta sensación sería interesante desterrarla por completo. Es mejor terminar de comer con la sensación de poder comer un poquito más.

2. Eligir bien los alimentos. Deja de lado la comida rápida, ultraprocesados y toda la gama de “comida de bolsa” ¡Viva la comida que nutre!

3. Aprovechar cada oportunidad de movimiento. Olvídate del ascensor, escaleras mecánicas, etc. Subir escaleras es un gran trabajo para los glúteos y cuádriceps, además de ser también un gran entrenamiento para el corazón y la capacidad cardiorrespiratoria. Evita coger el coche en la medida de lo posible. No duermas justo después de comer o cenar. Deja que pasen al menos 2 horas

4. Si el tiempo apremia, usa los HIIT y entrenamientos de fuerza. Parece que las estrategias de “quemar” grasa haciendo solo trabajos aeróbicos está siendo relegada de nuestras mentes. Si quieres acelerar el proceso de quema de grasa, usa los entrenamientos de alta intensidad, eso sí, modera la dureza de los mismos en función de tu estado de forma. Los trabajos de fuerza, por mucho que pienses que te harán ganar kilos, te ayudarán en tus propósitos.

5. NO a las calorías vacías. Vivimos en la cultura de las “terracitas y cañitas”, todos compartirmos y pasamos buenos momentos al aire libre con nuestros amigos y seres queridos. Nadie está diciendo que nos metamos en una cueva a guardar ayuno y abstinencia; como todo en la vida, la moderación es la clave para preservar nuestra salud.


Estos consejos son un recordatorio para que no suframos innecesariamente si durante el largo invierno hemos ganado unos kilos de más. Date tiempo para reflexionar sobre tus prioridades y porqué te sientes como te sientes. Es importante recordar que la salud de nuestro cuerpo se refleja en la funcionalidad de todas sus capacidades: resistencia, fuerza, equilibirio, flexibilidad, coordinación… somos más que una línea estética, aspiramos a la salud y la vitalidad. 

¡Disfruta de todo lo que tu cuerpo puede hacer hoy por ti!




Source link

Leave a Reply

Your email address will not be published.

close